José Antonio Tolosa Caceres
Historiador, escritor y poeta

BONDAD





Bondad
  Al Doctor Mario Vásquez Rodríguez

 
Canta el río entre próvida arboleda
su canción liquida,
arriba, las estrellas
titilan en silencio
contemplando la tierra.
 
Hay tantas cosas bellas allá abajo
murmuran los luceros,
hay tantas cosas malas
replican las estrellas.
 
Hay tantos hombres torpes
de corazones turbios
y hay tantos desdichados
sin pan y sin abrigo,
sin una voz doliente
que diga: ¡buen amigo
toma este pan y lleva
calor a tus entrañas!
Hay tantas cosas malas
allá abajo.
 
Pero también hay hombres
de corazones de oro
que llevan en el alma
un fúlgido tesoro
y sufren cuando sufre
la humanidad doliente…
 
Hombres en cuyos pechos
palpita llama ardiente
de amor por los que lloran,
por los desamparados,
por los que la fortuna
mirara displicente
y los dejara enfermos
solos y abandonado.
 
A esos pobres seres
privados de bonanza
Dios les da fortaleza y esperanza
para sufrir pacientes
los golpes de la vida.
 
Aquí, en este valle
de lágrimas y abrojos
hay un hombre sereno
de estampa patriarcal.
 
Con la humildad del alma
brillándole en los ojos
y el pecho rebosante
de amor y de bondad.
 
A esos desdichados
El les da pan y abrigo
los consuela en sus penas
y es su mejor amigo,
por ello en sus jardines
sin ánimos inciertos,
y el alma placentera
EL NIÑO HUERFANITO
sonriente los espera
con los brazos abiertos…